Pros y Contras de una educación contra la Marihuana

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La marihuana siempre es un tema con motivo de debate en la sociedad, más todavía en los últimos tiempos, cuando son muchas las personas que piden su legalidad en nuestro país, al igual que en otros países como Holanda u Uruguay entre otros. Hay opiniones de todo tipo acerca de este tema, algunas totalmente rehacías a esta posibilidad, y otras que se muestran totalmente a favor. ¿Tú de qué lado estás?

La legalidad de la marihuana evidentemente supondría fuertes cambios en nuestra sociedad, y no hay que olvidar que también aportaría innumerables beneficios económicos al estado, ya que por supuesto la marihuana al igual que otros productos como el tabaco o el alcohol, iría acompañada de unos impuestos que irían a parar directamente al estado.

Por ello hemos querido aprovechar este post para centrarnos en un aspecto que está en boca de todos y que iría ligado con la legalidad de ésta. Se trata de la educación relacionada con la marihuana para los más pequeños, y con la ayuda de Elcogollo.es, un grow shop de calidad y con una gran experiencia en el sector, vamos a analizar los pros y los contras de recibir una educación contra o a favor de la marihuana.

Los más pequeños tendrían un desconocimiento total

Si se emite una educación basada en criticar a la marihuana, los más pequeños tendrían un total desconocimiento sobre ella, algo que es posible que no sea del todo bueno. No hay que olvidar que aunque mucha gente únicamente se centre en destacar los efectos negativos de la planta de la marihuana, lo cierto es que también ofrece múltiples beneficios terapéuticos, hasta el punto de que son muchos los países que tienen la marihuana legalizada para personas que sufren ciertas enfermedades.

No hay que generalizar y relacionar los efectos de la marihuana con los efectos de la droga en general, ya que es un error garrafal comparar el efecto de la marihuana con el efecto de otras drogas como la heroína o la cocaína.

Una droga blanda recomendable en muchos casos

Los científicos ya han dejado claro que el cannabis es una droga denominada “blanca”, lo que supone que sus efectos son mucho menores y mucho menos perjudiciales a los de otras drogas mucho más fuertes y peligrosas. De hecho, mucha gente asegura que es más saludable fumar cannabis que tabaco convencional.

Informar sí; prohibir no

Es cierto que el cannabis crea dependencia, y se puede informar de ello sin ningún problema, destacándolo como uno de los problemas que puede provocar. Se puede informar de ello, pero en ningún caso se debería prohibir, ya que en caso de que se legalice su consumo, no habría ningún tipo de problema a la hora de consumirla.

Cada uno debería ser libre y a través de la información recibida, decidir libremente si se desea o no consumir cannabis. Nosotros estamos totalmente a favor de la libre elección de cada uno, ¿y tú?