¿Qué le pasa a la piel cuando utilizas aceite de coco todos los días?

Todos conocemos los beneficios de incorporar aceite de coco a tu dieta, pero ¿sabes lo que pasa cuando utilizas el aceite de coco para el cuidado de la piel?

 

¿Qué es el aceite de coco?

 

Antes de adentrarnos en el cuidado de la piel con aceite de coco, vamos a echar un vistazo al origen del aceite de coco y su función. El aceite de coco procede del cocotero y está muy valorado en culturas tradicionales tanto como fuente alimenticia como en la medicina.

 

El aceite de coco se extrae del coco, ya que el aceite en sí no se puede encontrar en el cocotero de forma natural. Se extrae del núcleo o “carne” de los cocos. Dependiendo de como se trabaja el coco, podemos encontrar productos más o menos refinados, siendo el aceite de coco virgen el que por menos procesos pasa.

 

El aceite de esta fruta está principalmente compuesto de grasas saturadas con una cantidad elevada de ácidos grasos de cadena media. Una gran proporción de estos ácidos grasos es el ácido láurico. También contiene tocoferol y vitamina E, una vitamina conocida por proporcionar protección a la piel de los daños que pueden ocasionar los radicales libres.

 

Aceite de coco vs aceite mineral

 

El aceite mineral es una sustancia incolora e inodora extraída de una fuente no-vegetal. Generalmente se extrae del petróleo y se encuentra en todo tipo de productos: lociones para bebés, ungüentos, cremas faciales y productos cosméticos. El mismo ingrediente se utiliza en otros productos industriales como el fluido hidráulico, conservantes para la madera, pesticidas y componentes eléctricos. Antes de que se inventaran los aceites sintéticos, el aceite mineral se utilizaba principalmente como lubricante mecánico.

 

Aplicar aceite mineral en tu cuerpo puede estar haciendo más daño que beneficio ya que puede atraer la hidratación de las células de las capas más profundas de la piel. Esto conduce a la ralentización de la renovación celular, la descomposición del colágeno, daños en el tejido conectivo y envejecimiento prematuro.

 

El aceite de coco y sus mejoras sobre la piel

 

El elevado contenido de grasas del aceite de coco ha demostrado mejorar ciertas afecciones cutáneas como la curación de las heridas, la reducción de erupciones y la prevención del acné. Tiene una acción anti-inflamatoria ideal para calmar ciertas dolencias de la piel.

 

A diferencia del aceite mineral, el aceite de coco no obstruye los poros o deja la piel grasa. Esto se debe a que el aceite de coco virgen es un aceite vegetal natural de rápida absorción que, a diferencia del aceite mineral, no procede del petróleo. Por el contrario, el aceite de coco hidrata y suaviza la piel ya que penetra en profundidad nutriendo las células. El aceite de coco también es útil para ayudar a limpiar la piel y eliminar los restos de impurezas y células muertas que se acumulan sobre la dermis. Esto ayuda a conseguir una complexión más saludable.

 

Como transformar la piel con aceite de coco

 

  • Hidratante: Después de limpiar la piel debidamente con productos naturales adecuados, puede aplicarse aceite de coco como producto hidratante. Esto es especialmente recomendable para la pieles secas, ya que el aceite de coco tiene una gran capacidad de hidratación.
  • Limpieza y tonificación: Debido a sus propiedades astringentes y antibacterianas el aceite de coco es ideal para proporcionar limpieza. Puede incluso utilizarse para eliminar el maquillaje con la ayuda de un pequeño algodón. Dejará la piel limpia y suave.

 

Dependiendo de la rutina de cuidados, dieta y estilo de vida habitual puede que experimentes un aumento del acné al empezar a utilizar el aceite de coco por primera vez. Esto se debe a que el aceite de coco está exteriorizando todas las impurezas. Sin embargo, en poco tiempo y con un uso consistente del aceite de coco, el acné disminuirá y mejorará el aspecto del rostro. Asegúrate de estar comiendo alimentos nutritivos que ayuden a combatir el acné.